miércoles, 27 de septiembre de 2017

Cuidado de la piel y el cabello con remedios caseros y jabones. He aquí cómo

Consejos para cuidar de la piel y el cabello


¿Por qué no le das a tu piel un descanso de los productos químicos en esta temporada? El cuidado de la piel es algo que debe hacer cada día, preferiblemente con remedios caseros y jabones. En su lugar, pruebe productos naturales basados en ingredientes como los jabones de menta, cúrcuma en polvo, crema fresca, calabaza, aceites esenciales para lucir radiante.

Cuidado de la piel:

El cuidado de la piel debe incluir una limpieza suave y la protección solar para mantener tu piel saludable y brillante.

Este es un tiempo que debes sacar diariamente, aunque creas que no puedas. Cuando estamos jóvenes no pensamos en que algún día seremos mayores y nuestra piel no lucirá tersa y radiante como quizás la tengas ahora sin mucho esfuerzo.

Sin embargo, un buen cuidado diario de tu piel, así como llevar un estilo saludable pueden ayudarte a retrasar el envejecimiento natural y prevenir diversos problemas de la piel.

Consejos para el cuidado de la piel:


1. No fumes

Si bien fumar puede hacerte parecer sofisticada, hace que tu piel se vea más vieja y contribuye a la aparición de arrugas prematuras.
Asimismo, fumar estrecha los pequeños vasos sanguíneos que están en las capas externas de la piel, disminuyendo la calidad del flujo sanguíneo y haciendo que tu piel se vuelva más pálida. Pero eso no es todo, también impide la correcta circulación del oxígeno y los nutrientes que son importantes para la salud de la piel.
Fumar causa más daños en tu piel
Fumar daña el colágeno y la elastina, estas fibras le dan fuerza y elasticidad a la piel.
Por si fuera poco, las expresiones faciales repetitivas que haces cuando fumas (fruncir los labios al inhalar y entrecerrar los ojos para evitar el humo), pueden contribuir a la aparición de las arrugas.

Por último, fumar aumenta el riesgo de contraer cáncer de piel de células escamosas.
Lo mejor que puedes hacer es dejar de fumar. Busca ayuda para que dejes este vicio.

2. Protege tu piel del sol

El sol puede dañar tu piel. A su vez, la piel tiene memoria, o sea, que el daño causado por el sol es acumulativo. La exposición al sol causa arrugas, manchas y muchos otros problemas más serios como el cáncer, que se pueden evitar con tan solo proteger tu piel del sol.

Nuestra recomendación es que uses siempre protector solar, aunque no veas el sol (como pasa en invierno) porque lo cierto es que los rayos del sol pueden afectarte aun cuando no lo veas.
Evita las horas peligrosas en las que los rayos del sol son más fuertes, como entre las 10 a.m. y las 4 p.m.

Aplique el protector solar generosamente y vuelva a aplicarlo cada dos horas, o más a menudo si está nadando o transpirando. Use un protector solar de amplio espectro con un SPF de al menos 15. Pero este espectro va a depender del color de tu piel. Si eres muy blanca, deberás usar uno de más protección, como SPF 50.

Evite el sol, por lo que debes procurar la sombra.
Usa ropa protectora, como pantalones largos, camisas mangas largas, gorras y sombreros de ala ancha.

Use aditivos protectores a la ropa
Considera utilizar los aditivos para el lavado de la ropa, esta innovación le da a la ropa una capa extra de protección ultravioleta durante cierto número de lavados. También puedes optar por usar una ropa especial de protección solar, que está específicamente está diseñada para bloquear los rayos UV del sol.

3. Aprende a manejar el estrés

El estrés hace que tu piel sea más sensible, también desencadena en brotes de acné y otros problemas de la piel.

El cuidado de la piel, si quieres una piel saludable, es teniendo salud mental. Por lo tanto, tome medidas para una salud mental saludable, tome medidas para controlar su estrés.

Para lograrlo, debes dormir lo suficiente. También es necesario reducir la lista de tareas y tomarse un tiempo para hacer las cosas que disfruta.

Realmente me da mucha pena cuando escucho personas que dicen: “no tengo tiempo”, y relegan su vida a un trabajo. El tiempo pasa y no regresa. Quizás mañana no tengas oportunidad de hacer las cosas que verdaderamente valen la pena, como disfrutar con amigos, ir a los compromisos de tus hijos, estar presentes en tantas actividades que nunca más se repetirán.

4. No seas brusco con tu piel

Cosas como el afeitado o la rutina de limpieza que uses puede afectar tu piel:


  • Para el cuidado de tu piel diario limita el tiempo de tu baño y procura que las duchas o tus baños no sean tan largos.
  • Usa agua tibia en lugar de agua caliente.
  • Evita los jabones fuertes y con mucho perfume. Los jabones fuertes, así como los shampoos y detergentes pueden eliminar el aceite de la piel. Utiliza limpiadores suaves.
  • Antes de afeitar lubrica y protege tu piel. Aplica crema de afeitar, loción o gel antes de afeitarte. Procura que tu maquinilla de afeitar esté limpia y afilada, y al afeitar hazlo en la dirección en que crece el cabello, no en contra.
  • No seques tu piel bruscamente, seca con delicadeza. 
  • Hidrata bien tu piel. Usa crema hidratante acorde con su tipo de piel. 


5. Lleva una dieta saludable.

Una dieta saludable no solo te ayudará a verte y sentirte mejor.
Lleve una dieta equilibrada, coma muchas frutas, verduras, granos enteros y proteínas magras.
La ciencia aún no ha podido asociar la dieta con el acné, pero algunos estudios sugieren que llevar una dieta baja en grasas no saludables, pero ricas en aceite de pescado o suplementos de aceite de pescado y cero carbohidratos procesados o refinados puede promover una piel de aspecto más joven.

Tomar mucha agua ayuda a mantener la piel hidratada.



Otras formas naturales que debes tomar en cuenta en el cuidado de la piel y el cabello:




  • Este truco para reforzar el cuidado de la piel te hará mucho bien. Tome un tazón pequeño y agregue un poco de aceite de lavanda con dos cucharaditas de harina de Gram (besan), una pizca de polvo de cúrcuma, mantequilla o crema fresca. Mezclar todo y hacer una masacarilla natural potente para conseguir una piel brillante. Retírelo con Gulaab Jal (agua de rosas) después de 20 minutos.

  •  Reanímate en cinco minutos con un jabón refrescante de menta. Añada este jabón hidratante a su rutina diaria de baño y se sentirá revitalizado y renovado instantáneamente.

  • Granada y miel para su rostro. Es también muy refrescante y fácil hacer. La Granada es una fuente rica de vitamina c. También tiene propiedades antienvejecimiento y antioxidantes. Tomar una pasta casera de granada o aceite de semillas de granada y añada una cucharada de miel. Aplique esta mezcla en la cara y el cuello y lávela con agua de rosas después de 30 minutos.

  • Para un cuidado de la piel efectivo, incluya frutas cítricas en su régimen de belleza, ya que están llenas de vitamina C que aumenta la energía y el estado de alerta. Una manera fácil de lucir rejuvenecida y fresca es usando un jabón rico en bondades de la naranja y la zanahoria.

  • La flor de caléndula es fácil de cultivar en su jardín. Arrancar los pétalos de tres a cuatro flores de caléndula y hacer una pasta fina. Ahora añada una cucharadita de miel con leche cruda. Mezclar bien. Aplíquelo en su piel y lávelo con agua tibia a los 15 minutos. Este remedio le hará que tu piel brille.

  • Utilice exfoliantes enzimáticos. La papaya contiene la enzima natural papaína que ayuda a exfoliar naturalmente la piel. Si usted tiene piel sensible, el jabón de papaya ayudará definitivamente a su piel. Consigue el resplandor que usted desea.

El cuidado del cabello:


  • Omita las fragancias sintéticas que contienen ingredientes dañinos tales como ftalatos. En lugar utilice las fragancias naturales bajo la forma de aceites esenciales puros tales como ylang ylang. Además de tener un olor encantador el ylang ylang ayuda a equilibrar los niveles de sebo para las tez seca y aceitosa y tiene un efecto calmante y suavizante.

  • Para el cabello, simplemente haga un suero anti-frizz con aceite de aguacate. Unte el aceite y haga trenzas y Braids. Sigue con el resto de tu rutina. Cuando su pelo es completamente seco, le dejarán con el pelo naturalmente ondulado que usted puede dejar suelto o envolver en una coleta.

  • Nutrir el cabello con tratamientos de aceite una o dos veces por semana. Aplique aceite de oliva en el cuero cabelludo y el cabello. Luego sumerja una toalla en agua caliente, exprima el agua y envuelva la toalla caliente alrededor de la cabeza. Manténgalo por cinco minutos. Repita la envoltura de la toalla caliente 3-4 veces. Esto ayuda a que el cabello y el cuero cabelludo absorban mejor el aceite.

Previous Post
Next Post

Mi nombre es Wendy. Soy una mujer emprendedora y creadora de este blog. Soy un entusiasta de las compras por Internet y amante del cuidado del cabello. Mi transición del cabello procesado al cabello natural duró varios años, porque nunca encontré los productos adecuados que me ayudaran completar con éxito mi misión: no usar productos químicos alisadores. Read More

Related Posts

0 comentarios:

Deja un comentario y ayúdanos a mejorar