viernes, 26 de agosto de 2016

Ayuda a tu hijo a dejar el pañal en solo 3 días ¡COMPROBADO!


¡Dile "adiós" definitivamente a los pañales!


Tarde o temprano, todo padre debe enseñar a su hijo a usar el inodoro. Es algo natural que los niños asumen conforme van creciendo. Pero ¿qué pasa cuando nos cuesta más trabajo de lo pensado? Seguramente imaginas que será fácil enseñar a tu hijo o hija porque ya tienes experiencia de tus hijos mayores. Sin embargo, cada niño es diferente y, por tanto, requiere de una técnica distinta. Sigue leyendo y aprende cómo puedes ayudar a tu hijo a dejar el pañal en solo tres días.

Según la pediatra de mis hijos, los niños suelen estar preparados para dejar el pañal cuanto tienen entre los dos y los cuatro años de edad. Incluso algunos lo hacen antes y otros después, pues cada niño se desarrolla a su propio ritmo. Pero neurológicamente, entre dos y tres es la edad en la que los niños tienen un mayor control de los esfínteres o aprendizaje para “ir al baño”. Durante este proceso se enseña a los niños a controlar la vejiga y los intestinos.

Estrategias infalibles para que su niño deje el pañal en tan solo 3 días

- Háblele a su hijo y dígale que debe dejar el pañal, por lo que al despertar en las mañanas pídale que tire por su cuenta el pañal al zafacón, y que le diga "adiós".

- Explíquele al niño que a partir de ahora tendrá que hacer 'pipi o popo' en el inodoro. Compre un asiento o tapa de inodoro infantil adaptable al inodoro para que le facilite sentarse en la taza. También puede optar por una vasenilla, bacinilla o bacinica, según le digan en tu país (mira uno parecido en esta foto, ¡es una chulada!). 

- Haz que tu niño aprenda a hacer la conexión cuando su cuerpo sienta que necesita ir al baño. Si le recuerdas todo el tiempo, puede que su hijo se ponga renuente a ir al baño o que lo haga inconscientemente, sin aprender a deducir. 

- Toma en cuenta la cantidad de líquidos que le das a tu hijo. Obviamente, si hace calor, ingerirá más líquidos; por lo que su urgencia al ir al baño será más seguida. 

- En cuanto a hacer popo, trata de que tu hijo lo haga siempre a la misma hora. Él mismo te indicará cuando lo hará. Para algunos es más fácil antes de ir a la guardería o al colegio bien temprano en la mañana, otros niños prefieren hacerlo al llegar de la escuela por la tarde o en la noche antes de acostarse. El caso es que debes sentarlo en la taza a la misma hora para que se vaya acostumbrando. En ese momento enséñale a tu hijo a estar relajado, pues precisamente ese es uno de los problemas que causan el estreñimiento. Muchas veces estamos atentos a miles de cosas y queremos acabar rápido, lo que nos lleva - cuando grandes- a tener hemorroides y serios problemas de estreñimiento.

- Pídele al niño que haga sus necesidades antes de salir. Es mejor que salgas luego de unos tres días de entrenamiento, pero si debes salir fuera, ten en cuenta nuevamente que si sales de tienda con tu hijo y toma líquidos, querrá ir al baño, por lo que debes estar preparada para que use un baño público. Lleva papel, wipes y un asiento desechable de papel que venden en todas las farmacias o rellena con papel el asiento antes de sentar a tu hijo. Siempre debes “flochar” primero el inodoro antes de usarlo.

- No le des líquidos a tu hijo o aperitivos después de la cena. Es decir, a la hora de acostarse... nada de líquidos.

- Muchos padres se ven en la necesidad de despertar a sus hijos durante la noche para llevarlos al baño. Yo lo he tenido que hacer, pero como ya conozco a mi hija, lo hago entre las 4:00- 5:00 de la madrugada, pues casi siempre se orina en la cama después de las 6:00 am. Repite este proceso durante los próximos días.

- Usa un protector de colchón para proteger su camita mientras tu hijo aprende a usar el baño. 

- Nunca muestres enfado si tu hijo o hija no puede controlarse y ocurre un accidente. Limítate a limpiarlo.
Previous Post
Next Post

My name is Wendy Guillén. I am an enterprising woman and creator of this blog. I am an internet shopping enthusiast. and natural hair lover. My transition from processed hair to natural hair lasted several years, because I never found the right products to help me successfully complete my mission: not to use straightening. Read More

Related Posts

0 comentarios:

Deja un comentario y ayúdanos a mejorar