lunes, 12 de septiembre de 2016

¿Cómo saber si mis riñones estan mal?





Limpiar tus riñones con remedios caseros es un gran paso para lograr la buena salud de tus riñones.

Pero ocurre algo, no existe una señal o una forma clara de saber si tus riñones necesitan de una limpieza. ¿Cómo saber si tengo los riñones dañados? SIGUE LEYENDO.

Este es el primer paso que debes dar para conservar o mejorar la salud de estos órganos tan importantes. ¿Sabías que la mayoría de las personas, que ya tienen problemas renales, no lo saben? La razón es que los riñones se van dañando  poco a poco en algunos casos, y los primeros síntomas son casi imperceptibles. Incluso, pueden pasar muchos años antes de que te des cuenta de que algo no anda bien. Es cuando comienzan las señales de insuficiencia renal o alguna enfermedad renal, lo cual no es lo mismo. 
Enfermedad renal es la pérdida paulatina de la función de los riñones con el tiempo. Sin embargo, la insuficiencia renal es la pérdida rápida (en menos de 2 días) de la capacidad de los riñones de eliminar los desechos y ayudar con el equilibrio de líquidos y electrolitos en el cuerpo.
Así que, si ya has sido diagnosticado con una enfermedad renal, pues pasa directamente al interesantísimo artículo que te enseña a limpiar tus riñones con remedios caseros [Ir a Limpiar riñones remedios caseros]. De lo contrario, si tienes la ligera sospecha de que tus riñones podrían estar en problemas, pero no estás seguro, continúa leyendo este artículo.

¿Cómo saber si tengo los riñones dañados? 

Síntomas de que tienes problemas renales:

Es necesario que comprendas las señales que emite tu cuerpo. Por lo que constantemente debes observarte, observar tu entorno... ser testigo de ti mismo. 
Como bien sabes, el principal trabajo de los riñones es eliminar los desechos y el exceso de agua del cuerpo. Los doctores confirman la importancia que tiene el hecho de que los pacientes puedan identificar, conscientes o no, si padecen alguna dolencia en sus riñones, y sin importar en qué fase se encuentre su enfermedad. Es necesario conocer los síntomas para poder dar a tiempo con el tratamiento más eficaz.

Síntomas de problemas renales:

Si estás padeciendo de al menos dos o tres de estos síntomas, no te alarmes, pero si es necesario que visites de inmediato a tu médico para que te realice los análisis correspondiente tanto de sangre  como de orina. Ahora bien, como te he dicho anteriormente, no te alarmes pues igualmente debes tener en cuenta que muchos de estos síntomas no están estrictamente  relacionados a problemas renales.
Dolor en la espalda: este síntoma lo manifiestan algunas personas que padecen problemas en los riñones, pero piensan que se trata de algún esfuerzo o una mala postura que han asumido al dormir o al sentarse todo el día en la oficina. Pero este dolor en particular no cesa aunque te acuestes. Es decir, la punción es constante y puedes sentir hasta calambres en la parte baja de tu espalda. 

1- Cambios de micción: Es decir, cambios en tus urgencias al ir baño. Cuando los riñones fallan, la orina cambia también. Notarás estos cambios, por ejemplo, al levantarte por las noches para ir al baño. Comienzas a notar que tu orina es más espumosa y con burbujas. También notarás que te levantas con mucho más frecuencia para ir al baño, y te extraña porque no tomaste líquidos antes de acostarte. Puede ser que tu orina también haya cambiado de color y haya pasado a ser pálida o demasiado oscura, contiene sangre o tienes problemas para aguantar las ganas de descargar tu vejiga y sientes mucha presión. Una disminución de la orina, ya sea porque orines menos de lo normal o que vayas menos veces al baño, también puede ser una señal.

Cambios de presión: Vigila tu presión arterial, ya que esto podría ser un indicativo.

Hinchazón: La hinchazón ocurre cuando los riñones son incapaces de deshacerse de los fluidos adicionales, y el cuerpo comienza a retener líquidos; por lo que se acumulan en el cuerpo provocando inflamación en las piernas, rodillas, manos y cara.

Fatiga: la eritropoyetina es una hormona que producen los riñones cuando están sanos. Esta es la responsable de hacer que nuestro organismo 'fabrique', por así decirlo, glóbulos rojos. Los glóbulos rojos tienen una gran responsabilidad, ellos son los encargados de transportar el oxígeno a la sangre. Pero a medida que los riñones van fallando, también va disminuyendo la producción de eritropoyetina. Esto hace que los músculos y la mente se cansen mucho más rápido de lo normal. Es cuando comienzas a sentirte sin ganas de salir ni de hacer nada, y duermes más de lo normal; te sientes cansado, débil y eso te extraña porque no has realizado ninguna tarea que amerite ese  cansancio extremo. Sin embargo, esto también podría tratarse de una anemia que indica que no estás ingiriendo suficiente hierro en tus comidas.

Hematomas: la aparición de hematomas repentinos y excesivos, sin haberse dado un golpe, también es una señal.

Erupción cutánea: las toxinas de nuestro cuerpo o los desechos de la sangre son eliminados a través de los riñones, como hemos explicado más arriba. Pero cuando estos no están trabajando correctamente, toda esa toxina se va acumulando en el torrente sanguíneo; lo que provoca una piel seca, fuertes picores en la piel, músculos y hasta huesos.

Sabor a metal en la boca: nuevamente esto podría ser causado por la acumulación de toxinas en la sangre. Es cuando sientes que cambia el sabor de los alimentos y provoca halitosis o aliento a amoníaco. Esta condición podría hacer que pierdas el apetito (y hasta la novia), y lo peor es que no se va por más que cepilles tus dientes o mastiques chicle, etc.
Dificultad respiratoria: Esto puede estar relacionado a una falla en los pulmones. Pudiera darse dos casos:

1- El fluido acumulado que tus pulmones no pueden  ser eliminados.
2- La anemia (recuerda que  se caracteriza por la disminución anormal del número o tamaño de los glóbulos rojos que contiene la sangre o la falta de glóbulos rojos que transportan oxígeno a la sangre) deja al organismo tan débil que hasta te falta el aliento. Te darás cuenta de que esta es una condición ‘extraña’ para ti porque lo experimentas cuando no haces ejercicios o esfuerzo alguno. Solo estando acostado o sentado viendo la televisión y comienzas a suspirar, sin ejercer trabajo alguno.

Náuseas y vómitos: Estos síntomas son causados también por la uremia, es decir, los desechos acumulados en nuestro cuerpo. Estos síntomas, obviamente, harán que pierdas el apetito, y pierdas varios kilos. Es una condición desesperante porque el estómago no puede retener alimentos ni  líquidos o medicamentos. Así no te gustaría perder peso, ¿no?

Problemas para concentrarse: Si tienes problemas para aprender o concéntrate en tu trabajo, escuela o universidad significa que tu cerebro no está recibiendo oxígeno suficiente. Te da problemas recordar, tienes mareos, prestas poca atención cuando te hablan, no recuerdas ni siquiera el nombre de tus hijos, etc... Puede ser causado por la anemia causada por los problemas renales.

Frío durante todo el año: Esto también lo causa la anemia. Pero lo notarás enseguida porque aún arropado, con una buena calefacción e infusiones bien calientes... sigues teniendo frío. Así que si presentas entumecimientos, escalofríos, sudor frío... debes acudir al médico.

Bueno, estos son algunos de los síntomas que te ayudarán a analizar la posibilidad de que tienes problemas renales. Nuevamente te exhortamos a reunirte con tu médico para tomar acción inmediata.


Previous Post
Next Post

My name is Wendy Guillén. I am an enterprising woman and creator of this blog. I am an internet shopping enthusiast. and natural hair lover. My transition from processed hair to natural hair lasted several years, because I never found the right products to help me successfully complete my mission: not to use straightening. Read More

Related Posts

0 comentarios:

Deja un comentario y ayúdanos a mejorar