miércoles, 1 de mayo de 2019

¿Cómo saber si soy bipolar?


Si sientes que tus emociones son más "apasionantes" que en otros o bien si tus bajas son más bajas de la cuenta, debes hacerte el análisis de trastorno de bipolaridad.

Los cambios de ánimo son radicales y son también el primer foco de atención en el diagnóstico de una persona que padece un trastorno de bipolaridad.

Esta afección, también conocida como «depresión maníaca» es una condición de extremos.

Explican los especialistas que los episodios de manía son los estados en los que el individuo siente alegres, con mucha energía. Es cuando los pacientes tienen muchas ideas y un estado anímico exaltado. Esto los puede llevar a tener una conducta impetuosa o un brusco cambio de ánimo que deja perplejos a las personas a su derredor.

El diagnóstico y el tratamiento convenientes pueden ayudar al paciente a tener un mayor control de su vida y hacer que se sienta mucho más estable.

Pero el otro extremo de este trastorno es la depresión que llega acompañada de tristeza, falta de energía, pensamientos negativos y esto podría durar varias semanas.
O sea, la depresión va más allá de sentirse "triste" o abatido. Esta aparece de distintas formas en diferentes personas.

¿Quiénes son más susceptibles a ser bipolares?


Las mujeres jóvenes entre los 20 y 30 años, así como las adolescentes son más propensas a padecer un trastorno bipolar. De ser diagnosticado o diagnosticada debe llevar un tratamiento farmacológico y recibir terapias, si su médico lo cree conveniente.

El medicamento nos ayuda a regular esta comunicación en las neuronas.
Esto es necesario porque lo que pasa es que el cerebro tiene perturbaciones en los neurotransmisores y esto podría llevar a una alteración de la conducta del estado de anímico.

Si sientes:

-Que hasta las decisiones más pequeñas son demasiado grandes para ti.
-Tienes problemas para dormir. Es más, puede que duermas demasiado o te de brega levantar.
-Sientes sentimientos de culpabilidad o un sentimiento de pérdida profunda que puede provocar pensamientos suicidas.

Otros signos por buscar:


  • Te sientes tal y como si no pudieses gozar de nada.
  • Concentrarte resulta bastante difícil.
  • Comes demasiado o muy poquito.
  • Estás siempre cansada y tus movimientos son lentos.
  • Olvidas las cosas con facilidad.
  • Enfermedades cardiacas.
  • Tu estado anímico no es confortable. Podrías sentirte bien, particularmente luego de la depresión. Sin embargo, de forma muy rápida te vuelves errático y te sales de control.
  • Tu juicio no es muy certero, por lo que tomas riesgos extremos, tomando malas decisiones. Por ejemplo, gastas dinero  de forma imprudente.
  • En cuanto al sexo, te arriesgas demasiado.
  • Te enojas con facilidad o tienes mal genio.
  • Discusiones con pareja, amigos o familiares.
  • Eres inquieto o nervioso.
  • Hablas rápido y puedes pensar en muchas cosas a la vez.
  • Trastorno de estrés postraumático (PTSD)
  • Aislamiento.



La manía, por otro lado, puede tener síntomas psicóticos. Es decir, podrías creer que eres famoso o que tienes superpoderes. Mientras que en la depresión maníaca podrías pensar que has echado por la borda tu vida de forma muy dramática.

¿Cómo se diagnostica el trastorno bipolar?

 Debes tener algunos de los síntomas de depresión que te hagan difícil funcionar en tu vida cotidiana durante por lo menos dos semanas.

-Tienes incomprensibles episodios de mucha emoción y energía.
-Alegría o tristeza.
-Posiblemente te sientas un día muy bien y hagas muchas cosas, pero las personas a tu derredor perciben estos cambios en tu estado anímico.
-Antes de llevarse a cabo cualquier tratamiento luego del diagnóstico es necesario de que el paciente sea consciente del problema. Es necesario asistir a terapias familiares o de pareja para que la persona diagnosticada con trastorno bipolar pueda recibir la ayuda de todos.
-Es necesario que tanto su familia como su pareja conozca los factores de riesgo de esta condición, para evitar riesgos al advertir cualquier cambio en la persona.

El trastorno bipolar se diagnostica de dos maneras: Tipo 1 y tipo 2.


En el tipo 1 tenemos una fase de manía con mucha actividad, pero seguida por otra fase de depresión. Vienen los pensamientos tristes y la persona está sin energía.

El trastorno bipolar tipo 2 desarrolla cuadros depresivos y cuadros de hipomanía, exaltaciones no tan intensas como el tipo 1 y hay hasta 6 subtipos entre periodos de ciclotimia. Es decir, exaltación seguida de irritabilidad y se han ido formando otras clasificaciones más amplias.

El diagnóstico oportuno del trastorno de la bipolaridad te ayudará a controlar tus emociones. Pero más importante aún es que el paciente entienda que esta es una enfermedad tal y como si fuese hipertensión o la diabetes. Es necesario el tratamiento a largo plazo para que tengas una mejor calidad de vida.

Riesgos del trastorno bipolar


La probabilidad de que tengas trastorno bipolar incrementa si tus padres o hermanos lo tienen. Pero no siempre es así. Un estudio en gemelos idénticos demostró que uno tenía le enfermedad mientras el otro no.

  • Si tienes otra enfermedad como la psicosis.
  • Si sufres de ansiedad.
  • Si tienes alguna adicción (alcohol, drogas, etc.) 
  • Podría ser difícil diagnosticar y separar los síntomas del trastorno bipolar. 
  • Pero nuevamente recalcamos que el paciente debe estar consciente de que padece la enfermedad para que tengas un mayor éxito en el tratamiento. 

De qué manera conseguir ayuda


Una buena forma charlar con tu médico sobre detalles esenciales como tu sus estados anímicos, patrones de sueño y acontecimientos en su vida. Posiblemente te sientas por el momento "arriba" y capaz, mas entonces te sientes sin aparente motivo "abajo". La información va a ayudar a médico para decidir la mejor forma de proceder con el tratamiento si es preciso.


Las aplicaciones telefónicas singulares asimismo pueden asistirte a sostenerte al día. Solo recuerda que estas aplicaciones no toman el sitio de proseguir un plan de tratamiento bajo el cuidado de tu médico.
Previous Post
Next Post

My name is Wendy Guillén. I am an enterprising woman and creator of this blog. I am an internet shopping enthusiast. and natural hair lover. My transition from processed hair to natural hair lasted several years, because I never found the right products to help me successfully complete my mission: not to use straightening. Read More

Related Posts

0 comentarios:

Deja un comentario y ayúdanos a mejorar