martes, 5 de febrero de 2019

Carbohidratos malos, malos, MALOS. Si los comes, no bajas de peso


A quienes desean perder peso se les aconseja que supriman los hidratos de carbono o que los consuman al mínimo. Sin embargo, el tema de los hidratos de carbono es considerablemente más complejo que eso.

Las reglas dietéticas señalan que debemos ser capaces de conseguir prácticamente la mitad de nuestras calorías de los hidratos de carbono. No obstante, otros aseveran que los hidratos de carbono ocasionan diabetes tipo II y obesidad, y que la gente debería evitarlos.

De las dos partes existen buenos razonamientos, y semeja que la necesidad de hidratos de carbono cambia en buena medida en cada individuo.

Para para determinadas personas puede resultar enormemente ventajoso llevar una dieta rica en hidratos de carbono y para otros, lo mejor va a ser estar lo más distanciados posible de ellos.

El día de hoy deseo compartir cuáles son los hidratos de carbono que existen, y cuáles son los más ventajosos para la salud.

¿Qué son los hidratos de carbono?


Los hidratos de carbono están definidos como moléculas que tienen átomos de carbono, oxígeno y también hidrógeno.

En alimentación, carbohidratos es definido como a uno de los 3 macronutrientes. Los otros 2 son las grasas y las proteínas.

Los hidratos de carbono dietéticos pueden dividirse en 3 categorías principales:


Azúcares: Son hidratos de carbono dulces de cadena corta que se pueden hallar en los comestibles. Ejemplos son la fructosa, la glucosa, la galactosa y la sacarosa.
Fibra: Los humanos no asimilan la fibra, mas las bacterias en el sistema digestivo pueden usar muchas de ellas.
Almidones: Son cadenas largas de moléculas de glucosa, que se descomponen en glucosa.

El principal objetivo de los hidratos de carbono en la dieta es dar energía, en tanto que la mayor parte que se descompone se convierte en glucosa, que se puede emplear como energía. Los hidratos de carbono se pueden transformar, asimismo, en grasa para su empleo siguiente.

Ahora bien, la fibra es una salvedad. No facilita energía de forma directa, sino sirve de comestible a las bacterias amistosas o “buenas” en el aparato digestivo. Estas bacterias pueden emplear la fibra para fabricar ácidos grasos que ciertas células pueden emplear como energía.

Clases de hidratos de carbono


Hay muchos alimentos que poseen hidratos de carbono en su composición, y estos por su parte, impactan en la salud.

Frecuentemente escuchamos que los hidratos de carbono se dividen en 2 conjuntos, “los simples y los complejos”, si bien asimismo podemos hacer referencia a ellos como “los hidratos de carbono integrales y los refinados”. Desde ahora te puedo decir que huyas de estos últimos.

La primordial diferencia entre los 2 tipos está en que los hidratos de carbono integrales son los que están sin procesar, y de ahí que poseen la fibra naturalmente, al tiempo que los hidratos de carbono refinados son los que se han procesado y debido al proceso, han perdido la fibra natural. Estos engordan y dañan tu salud.

Entre los ejemplos de hidratos de carbono integrales podemos incluir las verduras, granos integrales, frutas enteras, papas y legumbres. Estos comestibles son en general saludables.

Por otra parte, entre los hidratos de carbono refinados se incluyen todas esas cosas ricas que nos fascinan, pero que nos engordan y dañan nuestra salud. Es decir, las bebidas azucaradas, jugos de frutas, pastas, pan blanco, arroz blanco y otros más.
Múltiples estudios han probado que consumir hidratos de carbono refinados está asociado con problemas médicos como la diabetes tipo II y la obesidad.

Estos hidratos de carbono tienden a causar picos en los niveles de azúcar en la sangre, y después son seguidos por caídas bruscas que conducen al apetito y a los antojos de más comida rica en hidratos de carbono.

Asimismo, los comestibles de hidratos de carbono refinados, por lo regular, carecen de nutrientes esenciales, para decirlo en otras palabras: son calorías vacías.

Los azúcares añadidos son los peores hidratos de carbono y se vinculan a muchas enfermedades crónicas. Sin embargo, como afirmaba al comienzo, no todos y cada uno de los hidratos de carbono son malos, ciertos resultan ser realmente saludables.

Los comestibles integrales como fuente de hidratos de carbono son riquísimos en fibras y nutrientes, y no generan exactamente los mismos picos y caídas en los niveles de azúcar en la sangre.

Muchos estudios sobre hidratos de carbono con mucho contenido de fibra, que incluyen frutas, hortalizas, legumbres y granos enteros muestran que su consumo está relacionado con una mejor salud metabólica y menor peligro de desarrollar enfermedades.

¿Qué debes comer y qué debes eliminar de tu alimentación?

Primero has de saber que los hidratos de carbono que están en su forma natural son saludables, y que los que le han quitado su fibra no lo son.
Si resulta ser un comestible entero, de solo un ingrediente, seguramente es un comestible saludable para la gente.

Entonces, ¿cuáles hidratos de carbono te puedo aconsejar?

Verduras y frutas: lo idóneo es comer frutas y verduras en gran variedad. Combinar las frutas puede llegar a ser complicado. Por esta razón, te recomiendo que leas el libro El poder del metabolismo, de Frank Suarez, especialista en este tema. Él proporciona ejemplos y consejos muy útiles. También te puedes unir a su página de Facebook y así te nutres de las experiencias de otras personas que están luchando por comer correctamente.

Semillas: semillas de chía, girasol, linaza, etcétera son fabulosas para ayudarte a perder peso porque además te dan sensación de saciedad.

Granos integrales: escoge granos que verdaderamente sean integrales, como la avena pura, quinoa, arroz integral, etcétera.

Legumbres: guisantes, lentejas, frijoles, etcétera

Las personas que piensan en limitar el consumo de hidratos de carbono deben tener precaución singular con los granos enteros, tubérculos, legumbres y frutas por su contenido tan alto de azúcar. En el libro de Frank se explica muy bien.

Los hidratos de carbono que debes salirle corriendo:


Bebidas azucaradas: Refrescos, jugos, agua de vitaminas, etcétera Las bebidas azucaradas son de las cosas más perjudiciales que podemos consumir.

Helado: prácticamente todos los modelos de helados tienen niveles muy elevados de azúcar, si bien hay salvedades.

Jugos de frutas: si bien cueste creerlo, los jugos de frutas pueden generar efectos metabólicos similares a las bebidas azucaradas.

Caramelos y chocolates: Si deseas comer chocolate, te invito a el chocolate negro de calidad.
Pan blanco: son hidratos de carbono refinados con poquísimos nutrientes esenciales y dañinos para la salud metabólica. Esto aplica para prácticamente todos los panes comerciales.

Bizcochos y galletas: generalmente tienden a tener altísimos niveles en azúcar y trigo refinado.
Papas fritas: las papas enteras cocidas con cáscara son saludables, mas las papas fritas no. Come las papas salcochadas con todo y cáscara para que tengas un aporte de fibras extra.

Previous Post
Next Post

Mi nombre es Wendy Guillén. Soy una mujer emprendedora y creadora de este blog. Soy un entusiasta de las compras por Internet y amante del cuidado del cabello. Mi transición del cabello procesado al cabello natural duró varios años, porque nunca encontré los productos adecuados que me ayudaran completar con éxito mi misión: no usar productos químicos alisadores. Read More

Related Posts

0 comentarios:

Deja un comentario y ayúdanos a mejorar